Un paseo por la villa nueva de Sijena

La localidad se fundó en 1183, fruto de la unión de los pueblos de Sixena y Urgellet.
De calles rectas y más anchas, la disposición del casco urbano es de época moderna, e incluye un conjunto notable de casas destacadas, con arcos de piedra y medio punto.

De calles rectas y más anchas, la disposición del casco urbano es de época moderna, e incluye un conjunto notable de casas destacadas, con arcos de piedra y medio punto.

 

Pocos pueblos pueden presumir de conocer el momento exacto de su origen, como Villanueva de Sijena. En 1183, cuando la reina doña Sancha ordena levantar un monasterio a orillas del río Alcanadre, hay que trasladar a los habitantes de los pueblos que allí se encontraban: Sixena y Urgellet, que juntos sumaban algo más de 400 vecinos. Así, sus habitantes serán reubicados juntos en un nuevo emplazamiento, en una parte más alta del terreno, dando origen a la Villa Nueva de Sixena.

 

De calles rectas y más anchas que otros tramados urbanos de origen medieval, la disposición del casco urbano es de época moderna, e incluye un conjunto notable de casas destacadas, con arcos de piedra y medio punto, que nos hablan de sus familias: Casa Calvo, Casa Chesa, Casa Laniesa, Casa Plácido, etc. Alguna, incluso, muestra con orgullo rejas propias del monasterio en sus balconadas.

 

Imagen de una de las viviendas que forman parte del entramado urbano de Villanueva de Sijena.

Imagen de una de las viviendas que forman parte del entramado urbano de Villanueva de Sijena.

 

Dos plazas consecutivas albergan lo mejor del pueblo: por un lado, la iglesia de Santo Domingo, construida en sillarejo, cuyo campanario recuerda a otros en la comarca (como los de Huerto y Sena). Ante ella, Miguel Servet, en una de sus estatuas más conocidas, por ser una réplica de la que se encuentra en la fachada del Paraninfo de la Universidad de Zaragoza. Tras el Ayuntamiento, otra plaza nos lleva a la casa natal del personaje. Y en torno a ambos espacios, los más lamineros encontrarán los farinosos, magdalenas y tortas de sus dos panaderías de hornos tradicionales, una de ellas centenaria.

 

Cerca de la localidad, y frente al monasterio, se erige la ermita de San Blas, del siglo XVIII y con ábside poligonal, que contrasta con otras muchas ermitas de la zona, románicas y con reminiscencias templarias.

 

La iglesia de Santo Domingo, construida en sillarejo, cuyo campanario recuerda a otros en la comarca como los de Huerto y Sena.

La iglesia de Santo Domingo, construida en sillarejo, cuyo campanario recuerda a otros en la comarca como los de Huerto y Sena.

Ambas construcciones marcan el calendario festivo de Villanueva, cuyas fiestas mayores son en agosto, en honor de Santo Domingo de Guzmán y San Salvador, y en febrero, por San Blas y Santa Águeda, cuando los vecinos acuden a la ermita en busca de aceite bendecido para proteger sus gargantas durante el resto del año.

Por las mismas fechas se celebra carnaval, el más pintoresco de Los Monegros, en el que los monigotes de Barbuchana y Matapanizos son paseados y quemados en un ritual que marca el final del invierno y el poder de la luz.

 

Al frente del recorrido organizado en carnaval, se sitúan los peleles del Matapanizos y la Barbuchana.

Al frente del recorrido organizado en carnaval, se sitúan los peleles del Matapanizos y la Barbuchana.

Territorio Sijena, el valor de la suma

La influencia histórica y cultural del monasterio sobre las localidades de su entorno y señorío llevó a algunas de ellas a unirse bajo la marca turística «Territorio Sijena». Villanueva de Sijena, Sena, Castelflorite y Ontiñena, unidos por un paisaje natural y cultural común: Sijena Cultural y Sijena Deporte y Naturaleza.

 

Gracias a una página web (www.sijena.com), el usuario puede conocer los principales atractivos de las localidades y organizar de forma sencilla un paquete turístico a medida. También se pueden reservar las visitas al monasterio, así como al resto de museos (Casa de Miguel Servet, Museo de Oficios Antiguos de Sena) e, incluso, a la galería de arte de Josephine Monter o al castillo de Castelflorite, mejorando así su experiencia.

 

La zona es ideal para la práctica de la BTT.

La zona es ideal para la práctica de la BTT.

También se pueden conocer las actividades organizadas en la zona (recreaciones, mercados, pruebas deportivas,…) o, directamente, aprovechar para organizar una ruta de BTT o senderismo por la sierra de Sijena, el monte de Sena o el Saso de Castelflorite, entre otros, incluyendo el servicio de alquiler de bicis eléctricas.

ELENA PLANAS

«El maquillaje es una herramienta para sentirnos bien con nosotras mismas, no para agradar a los demás»

NATI BALLARÍN

«Mis mayores logros son los de mis alumnos»

MARÍA JESÚS SOLANAS

Al frente de la biblioteca de Monegrillo, esta monegrina es motor de cambio en su comunidad.

NURIA MONTULL

«Me enorgullece haber abierto la puerta a otras gaiteras»

MARÍA BARCOS

De vuelta al pueblo para cambiar de estilo de vida y montar la peluquería de sus sueños

ALICIA PRECIADO

«Me está costando, pero creo que es factible y mantengo la ilusión»

AGENDA

De abril a agosto

Actividades medioambientales en Sariñena. Charlas, talleres y excursiones en todos los pueblos del municipio, en torno al medioambiente. Más información.

 

 Abril y mayo

Romerías en Los Monegros. Las próximas semanas están repletas de peregrinaciones y celebraciones en honor de la Santa Cruz, San Miguel, San Gregorio o San Isidro. Más información.