La organización del Nowhere cancela el festival de 2021

Los grandes eventos del calendario monegrino tampoco se celebrarán este año.

El evento reuní­a a participantes de diferentes paí­ses.
El evento reuní­a a participantes de diferentes paí­ses.

«Una vez más, Nowhere no tendrá lugar este año». Con estas palabras, la organización del festival confirmaba la cancelación del evento para 2021. Basándose en su carácter socialmente responsable, los responsables entienden que «con el ritmo lento de las campañas de vacunación, Nowhere probablemente se convertiría en un evento masivo de super contagio y las regulaciones del viaje cambian con frecuencia» dos argumentos de peso, teniendo en cuenta que el festival acogía a miles de personas de diferentes países en Jubierre cada verano.

Por otro lado, señalan la inviabilidad de realizar un evento, «dado que la administración no acepta solicitudes de permisos, la saturación de los centros de salud de la zona y las dificultades de los proveedores», lo que impide el desarrollo logístico de un evento de semejantes características.

El comunicado se despide con optimismo para la edición de 2022, en la que ya piensan: «esperamos aprovechar este año para hacer que la organización sea más eficiente, más personal, más creativa y más divertida» e invita a sus participantes a implicarse más con sus entornos y comunidades, ayudando a mitigar los efectos de la pandemia.

El festival había cumplido dieciséis ediciones en 2019, reuniendo a 3.500 personas en la sierra de Jubierre. Un entorno privilegiado, elegido en Europa por sus características naturales para el desarrollo de un festival que nada tiene que ver con lo convencional, y que dejaba una importante repercusión económica en la zona. De hecho, no es el único evento de grandes dimensiones que se cancela por segundo año consecutivo: la prueba deportiva Orbea, que había reservado plazas a los corredores inscritos en la edición de 2020, anunció hace semanas su cancelación.

También las fiestas patronales de 2021 se han caído del calendario. La DGA ha prohibido las fiestas y festejos populares, como San Jorge o Semana Santa, hasta el fin del estado de alarma, el próximo 31 de mayo. Unas restricciones y cancelaciones que fulminan la temporada estrella de la hostelería monegrina: los puentes primaverales, las fiestas y los grandes eventos, por segundo año.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp